A Jane Austen

 

Escritora de normativos gustos,

aunque no resultas muy de mi agrado

si te recuerdo por el alto grado

que otros te concedieron siendo justos.

A veces te leo no sin disgustos,

por considerar tu humor estirado

y por prejuzgar que nunca has logrado

de lo artístico eruditos regustos.

La masa me criticará por mera

razón de celebridad; que ese elogio

en que yo primo tú contigo lo llevas.

Pues se pierde cada día en su entera

disposición el laurel de lo que hago,

mientras tú bajo el sepulcro lo elevas.

1 Comentario

  1. Hermoso poema Silvia, gracias por tu publicación.

    Responder

Tu dirección de correo no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

 
Arriba